Mi hijo, estrategias útiles

Sentada, con quien más quiero en mis brazos sonreía y pensaba… 

“Que nunca se me olvide qué es lo más importante. Que no se me olvide que tú eres lo más importante. Que no haya estrés, ni disgusto ni pena que haga sombra a lo que me das y me haces sentir. Que se pare el tiempo, para que pueda recordar que no debe haber frustración que se ponga en medio y mi cara te transmita lo que no quiero ni te debo decir.

Seguir leyendo

¿Cómo explicamos la muerte?

Ahora mismo, no concibo nada más doloroso que perder a un padre. Puede ser igual de doloroso que ocurra con una madre o con otro familiar cercano, pero hoy lo veo así. Porque a veces las emociones nos tocan hondo, y otras veces, nos llega tanto el sufrimiento de un primo que acaba de ver morir a su padre, que su dolor y su sufrimiento conecta con el nuestro. Y lo sentimos. Y sufrimos con él. Y le abrazamos, sin querer soltarle, para que sepa que aunque las cosas van a ser diferentes, estamos ahí.

Seguir leyendo

Mi hijo y el jarabe. ¿Puede ser más fácil?

No me encuentro bien y he ido al médico con mi Mamá. Me duele la garganta y el pediatra ha dicho que tengo que tomar un sobre con agua. Un sobre con unos polvos asquerosos. Bueno, eso no me lo ha dicho. Me ha dicho que son bastante ricos pero yo no me los quiero tomar. Huelen mal y son como “gordos”. No me los voy a tomar.

¡Joo! ¡Viene mi madre con la pócima en la mano! ¡Qué asco! Pues dirá lo que quiera, pero no me la voy a tomar. Me da mucho asco. ¡Me voy a tapar la boca y ya está!

Seguir leyendo

¿Tu hijo quiere montarse en el columpio? Seguramente no…¿o sí?

Cuando un niño va a un parque, necesita hacer juego libre. Necesita dar rienda suelta a su imaginación, a su creatividad y dejarse llevar por lo que le pida el cuerpo en ese momento. Necesita improvisar, necesita evadirse, necesita desfogarse y desatar toda su rabia contenida, toda su frustración y también su alegría. Un niño que va al parque, necesita hacer su juego.

Seguir leyendo